automatización de los almacenes

La mecanización o automatización de los almacenes

automatización de los almacenes

La mecanización o automatización de los almacenes afecta de forma directa a su utilidad, hasta tal punto que algunas mercancías no pueden ser almacenadas con ciertos medios mecánicos. Atendiendo a estos medios, los almacenes según el grado de automatización se clasifican en almacenes convencionales, almacenes automatizados y almacenes automáticos.

Almacenes convencionales

Los almacenes convencionales son aquellos que están equipados de estanterías y medios sencillos para el transporte interno. Las actividades de almacenamiento, manipulación y movimiento de mercancías se realizan de forma manual o por medio de carretillas elevadoras convencionales. 

En los almacenes convencionales se almacenan las mercancías paletizadas y artículos sueltos que se manipulan de forma manual. Los niveles altos se destinan para paletas completas y los más bajos para la preparación de pedidos. Este sistema es el más utilizado en los almacenes que necesitan almacenar gran variedad de referencias paletizadas de cada producto.

Más información sobre los sistemas convencionales de almacenaje industrial en el enlace.

Almacenes automatizados

La principal característica de los almacenes automatizados es que la mayoría de las actividades se realizan con medios mecánicos. Lo general es que el movimiento de las mercancías se haga de forma automática, sin la intervención de personal.

Estos almacenes se edifican con una altura superior a los 15 metros llegando incluso a superar los 40 m. En ellos se reducen los pasillos de maniobra y circulación entre las estanterías al mínimo imprescindible para optimizar la capacidad de almacenamiento.

En este enlace hablamos sobre los principales elementos de los almacenes automatizados, sus beneficios y qué debemos tener en cuenta para optar por automatizar un almacén.

Almacenes automáticos

Los almacenes automáticos son aquellos cuya relación capacidad y volumen es superior al 50%. También se conocen como almacenes de alta densidad, siempre que el índice de accesibilidad a la mercancía almacenada sea del 100%.

El grado de automatización de un almacén es mayor cuanto más rutinario sea el movimiento de mercancías. Para ello, las cargas deben ser totalmente homogéneas o con márgenes de tolerancia muy estrechos. El grado de automatización del almacén se consigue cuando todos los movimientos se efectúan a través de las órdenes que emanan del ordenador central. En estos casos se deben instalar aparatos totalmente automáticos y programables para la carga y descarga de las mercancías almacenadas en las estanterías.

En este enlace hacemos un repaso a los principales tipos de almacenes automáticos: sus características, sus ventajas y el funcionamiento de estos sistemas de almacenaje industrial.

Sistemas de almacenaje automáticos: almacenamiento robotizado

En Noega Systems nos dedicamos al diseño, fabricación, instalación e inspección de estanterías metálicas, industriales y todo tipo sistemas de almacenaje. Si tu empresa necesita asesoramiento en esta materia, no dudes en consultarnos.


¿Desea recibir una visita gratuita de asesoramiento?
Nos desplazamos a su empresa, sin ningún compromiso, para asesorarle sobre sus sistemas de almacenaje. Tenemos delegaciones en toda España.

SOLICITAR VISITA