almacenes frigoríficos automáticos

Almacenes frigoríficos automáticos: ventajas y diseño

Los almacenes frigoríficos o cámaras de congelación son equipamientos con un elevado coste de mantenimiento y generación de frío. Este tipo de sistemas de almacenamiento son demandados fundamentalmente en sectores como el de alimentación o la gran distribución.

almacenes frigoríficos automáticos

Un almacén de estas características (mantenimiento y generación de frío) es en realidad un espacio difícil en el que trabajar debido

Sistemas de almacenaje autoportantes

Sistemas de almacenaje autoportantes

En el presente artículo, hablaremos de los sistemas de almacenaje autoportantes, de los detalles para la construcción de este tipo de instalaciones, así como de sus ventajas más destacadas. 

Sistemas de almacenaje autoportantes

Cuando procedemos a la instalación de sistemas de almacenaje autoportantes, podemos recurrir a dos sistemas constructivos: 

automatización del picking

Almacenes automatizados

A la hora de hablar de almacenes automatizados, es necesario tener claro una serie de aspectos para decidir si es posible abordar su instalación. 

Por un lado, las unidades de carga a almacenar son palets o cajas, por otro lado, el grado de la automatización del almacén varía según las necesidades de almacenaje y hay que tener claro que normalmente tan solo se automatizan los movimientos. 

almacenes automatizados

Los almacenes robotizados para palets, normalmente, están equipados con transelevadores, pero también pueden equiparse con carros shuttle o con lanzaderas. 

Principales elementos de los almacenes automatizados

Para aquellos almacenes que tienen transelevadores de simple profundidad, tenemos los siguientes elementos automáticos: 

Transelevadores

Los transelevadores son los elementos encargados de la ubicación y extracción de la carga de las estanterías de almacenaje. 

Transportadores

Por su parte, los transportadores se encargan de la comunicación entre las zonas de entradas y salidas con las cabeceras de las estanterías. 

Software de control

Es el encargado de ejecutar los movimientos. 

Software de gestión

El software de gestión controla dónde se encuentran las mercancías en todo momento y es el encargado de decidir dónde se ubicaran las mismas.

¿Cuando debemos optar por automatizar un almacén?

Existen diferentes factores a la hora de decidir el tipo de instalación de almacenaje que debemos implantar. 

Cuando se trata de almacenes automatizados, están totalmente justificados cuando necesitamos mover mucho volumen de mercancías. Esto se debe principalmente a las ventajas que se obtienen, entre las que destaca la reducción de los costes de explotación de la instalación

Cuando pasamos a la práctica, hoy en día, se puede automatizar la gran mayoría de las instalaciones, incluso por muy pequeños que sean los almacenes. El problema radica en que no siempre supone una opción rentable. 

El objetivo principal de instalar un almacén robotizado es obtener una solución de almacenaje óptima. 

Como hemos comentado en otros artículos de nuestro blog, un almacén automático será rentable cuanto el retorno de la inversión no supere los cuatro años. 

Se puede dar el caso de la existencia de almacenes en los que tan solo sea interesante automatizar una parte, por razones como las dimensiones de la carga o por dimensiones. 

Los almacenes automatizados y sus beneficios

Los beneficios que podemos obtener al instalar un almacén automatizado, de forma resumida, serían los siguientes: 

Niveles altos de productividad y disponibilidad

Con los almacenes automáticos evitamos aquellas operaciones a nivel interno que depende del personal y de la utilización de carretillas, a diferencia de lo que ocurre en los almacenes tradicionales. 

Esto nos da la posibilidad de generar una continuidad operativa las 24 hora del día. 

Disminución de los costes de explotación

Al realizarse una gran cantidad de operaciones de forma automática, los medios y las personas necesarias en los almacenes automáticos son mínimas, por lo que se produce una disminución considerable de los costes de explotación. 

Inventario permanente

Gracias al SGA (Software de Gestión), podemos controlar e identificar donde se encuentran las mercancías en todo momento. 

La precisión de esta herramienta permiten tener históricos, conocer la rotación, respetar criterios de trazabilidad, etc. 

Optimización del espacio disponible

Mediante los sistemas de automatización podemos construir almacenes robotizados que pueden llegar a superar los 40 metros de altura, lo que se traduce en una gran capacidad de almacenaje. 

Reducción de los costes de mantenimiento de la estructura

En los almacenes tradicionales, se producen impactos sobres las mercancías y las estructuras. En los almacenes automatizados estos efectos se reducen de forma considerable, lo que implica una reducción en los costes de mantenimiento estructurales. 

Además, un almacén robotizado necesita un pavimento de menor exigencia que no necesita mantenimiento en cuanto a su funcionamiento se refiere. 

Incremento de la seguridad de la mercancía

El acceso directo a la mercancía es más difícil, por este motivo, se consigue eliminar las pérdidas y las cargas se conservan mejor.

Gracias a estos beneficios, conseguimos almacenes mejores a nivel organizativo y estructural, por lo que el coste de explotación de la instalación será menor. 

 

Estantería carro satélite 6

Carro satélite: un sistema de almacenaje semiautomático

El carro satélite es una solución de almacenaje que puede ser semiautomático o automático, que consiste en la combinación de componentes de los sistemas de almacenamiento de estanterías convencionales y compactas.

Este sistema es operado por un carro satélite, que se encarga de trasladar las unidades de carga dentro de los canales.

Estantería carro satálite 6

Mediante estos sistemas y a través de los carros monitorizados se realizan los movimientos dentro de los niveles de las estanterías sin requerir que las carretillas elevadoras entren en las calles de almacenaje, es decir, funcionan de forma totalmente autónoma.

Gracias a este sistema de almacenaje, conseguimos que nuestros almacenes reduzcan los tiempos de maniobra. Además, disminuyen los costes operativos e incrementan las prestaciones del proceso logístico.

estanteria carro satelite

Almacenes automáticos: tipos, características y ventajas

Gracias a los almacenes automáticos podemos gestionar un almacén de forma automatizada y conseguir una optimización en los procesos derivados del almacenaje, preparación y expedición de mercancías.

Estos sistemas de almacenaje están diseñados para ser operados automáticamente por medio de transelevadores para el almacenaje de cajas (tipo Miniload), paletas e incluso prendas textiles colgadas en perchas. Este sistema de almacenaje es conocido como sistema de prenda colgada.

estanteria carro satelite

¿Cómo funcionan los almacenes automáticos?

En un almacén automático se utilizan equipos robotizados para la manipulación de la carga, lo que nos permite ganar altura y rapidez debido a que los tiempos de respuesta y seguridad se reducen.

Los operarios no trabajan dentro de los pasillos, por lo que trabajar con almacenes automáticos supone un aumento en la seguridad y una minimización en la posibilidad de que se produzcan accidentes.

Estos sistemas de almacenamiento industrial son totalmente fiables por la reducción de errores a la hora de manipular las cargas.

sistemas de almacenaje automáticos-Estantería para carga paletizada operada por transelevador

Sistemas de almacenaje automáticos

En un mundo globalizado en el que las industrias se internacionalizan y la producción de bienes es más móvil que nunca buscando la máxima eficiencia de costes, cobra cada vez más importancia las actividades logísticas. En el presente artículo hablaremos de los sistemas de almacenaje automáticos.

sistemas de almacenaje automáticos-Estantería para carga paletizada operada por transelevador

Estantería para carga paletizada operada por transelevador

Los productos se podrán fabricar en lugares remotos para mantener la competitividad, pero se siguen consumiendo localmente. Esto tiene como consecuencia que cada vez más materiales y bienes se tienen que transportar, almacenar y tratar adecuadamente desde el punto de vista logístico. La logística se convierte en un factor de coste clave en la operativa de las empresas y la optimización de esta actividad es fundamental para no perder la competitividad ganada en los procesos de producción.

En esta optimización de los procesos logísticos es sin duda la automatización de los mismos uno de los puntos clave, y dentro del proceso logístico de llevar las mercancías desde las fábricas y lugares de producción hasta los consumidores y empresas, el almacenaje juega un papel muy importante. Los sistemas de almacenaje automáticos, nos aportan unas serie de ventajas para la optimización de procesos.

Sistemas de almacenaje automáticos: almacenamiento robotizado

Sistemas de almacenaje automáticos: almacenamiento robotizado

La incorporación de los sistemas de almacenaje automáticos facilitan a las empresas la diferenciación de su oferta de productos y servicios, derivados de la reducción de costes y el aumento de la productividad de la cadena logística.

Los sistemas de almacenaje automáticos están diseñados para ser operados a través de transelevadores para paletas de forma automática utilizando equipos robotizados para la manipulación de la carga. Son aptos para almacenar paletas o cajas (tipo Miniload).

Se trata de una solución de almacenaje verdaderamente fiable, pues minimiza los errores en la manipulación de las unidades de carga y permite el inventariado de forma inmediata de los productos almacenados, rápido, ya que nos da la posibilidad de reducir los tiempos de respuesta y presenta alta densidad gracias a que permite la reducción de los pasillos de trabajo.

Sistemas de almacenaje automáticos: almacenamiento robotizado

Los almacenes que utilizan equipos robotizados para la manipulación de la carga, nos posibilitan ganar altura, rapidez y seguridad, ya que los operarios no trabajan dentro de los pasillos minimizando que se produzcan accidentes.

Los sistemas de almacenaje automáticos tienen elevadas prestaciones, fácil mantenimiento y amplios horarios, con flujos continuos y alta productividad en los procesos de entrada de la mercancía y la expedición.

Disminuyen, por un lado, los costes de mantenimiento debido al descenso de los golpes provocados por el mal uso y las estructuras tienen menos requerimientos técnicos, por otro lado, disminuyen los costes laborales ya que no son necesarios personal dispensador, administrativo y carretillero.

Los sistemas de almacenaje automáticos nos permiten aprovechar al máximo el espacio disponible debido a la compactación de la mercancía, el aprovechamiento en altura, flexibilidad de las soluciones y reducción de la superficie edificada. Estos sistemas están equipados con un software de gestión que permite identificar y controlar toda la mercancía.

Ventajas de los sistemas de almacenaje automáticos

– Máximo aprovechamiento de espacio en altura.

– Alta productividad y disponibilidad.

– Sistemas con una alta seguridad para el personal y para la carga.

– Reducción de costes de mantenimiento.

– Precisión en la manipulación de la carga.

– Incremento de la densidad de unidades de carga por superficie.

– Adaptable a espacios, cargas y pesos.

– Posibilidad de diferentes niveles de automatización.

Tipos de sistemas de almacenaje automáticos

Dentro de los sistemas de almacenaje automáticos encontramos los siguientes.

Estanterías para cargas unitarias Uniload

Diseñado para el almacenamiento individual de unidades de carga de forma automática.

Estanterías para cargas unitarias Miniload

El sistema automático Miniload está diseñado para almacenar cargas pequeñas y ligeras con mucha rotación en altura de forma automática. Este sistema es rápido e incrementa la productividad gracias a la automatización, caracterizado por una alta densidad es muy fiable, pues minimiza los errores de manipulación de las unidades de carga.

Estantería convencional con transelevador

Las estanterías servidas por transelevador nos solucionan los problemas de almacenaje a grandes alturas y con pasillos de trabajo reducidos, optimizando espacios, volúmenes y tiempos. Está equipada para manipular las unidades de carga de diversos pesos de forma automática por medios de transelevadores.

Gracias a estos sistemas de almacenaje automáticos conseguimos un aumento de la productividad y eliminación de errores gracias a la automatización, además de aportarnos soluciones de almacenaje en grandes alturas y con pasillos reducidos a lo ancho, los que optimiza la capacidad de almacenaje.


¿Desea recibir una visita gratuita de asesoramiento?
Nos desplazamos a su empresa, sin ningún compromiso, para asesorarle sobre sus sistemas de almacenaje. Tenemos delegaciones en toda España.

SOLICITAR VISITA