Galería de imágenes  |  Descargas ES | EN | DE

FIFO y LIFO: técnicas de gestión de la carga

¡Comparte! Share! Teilen!

En contabilidad, lo métodos de valoración de inventarios FIFO y LIFO son términos muy conocidos.

El método FIFO en contabilidad significa “primero en entrar, primero en salir”, mientras que el método LIFO significa “último en entrar, primero en salir”.  Esto métodos son métodos utilizados para valorar el coste de las mercancías vendidas y el inventario final.

FIFO y LIFO

Con el sistema FIFO, aquellos artículos más antiguos se registran tal y como se vendieron por primera vez, mientras que con el sistema LIFO, los nuevos artículos de inventarios se registran como se vendieron por primera vez.

Estos dos métodos utilizados en la contabilidad del inventario tienen que ver con la forma en la que se asumen para ser rastreados y registrados como vendidos. El coste de flujo no tiene que coincidir necesariamente con el flujo físico y real de los bienes, sino que se utilizan para asignar costes a las unidades de inventario.

¿Qué son el método FIFO y el método LIFO?

Cuando nos referimos a operaciones de almacenaje industrial, los sistemas FIFO y LIFO tienen que ver con la forma en la que se mueven las mercancías a través de almacén.

La gestión de las mercancías es un almacén es una de las partes logísticas más importantes, donde buscamos la máxima optimización y queremos asegurar que los productos están en el lugar adecuado en cada momento.

  • Definición de FIFO (“First In, First Out”): significa “primero en entrar, primero en salir”. Este sistema es ideal para el almacenamiento de productor perecederos, que además de su colocación por gamas o familias, deberán ser colocados de tal forma que los primeros en salir sean los más próximos a su fecha de caducidad.
  • Definición de LIFO (“Last In, First Out”): significa “último en entrar, primero en salir”. Sistema perfecto para aquellos productos no perecederos y que no tienen fecha de caducidad.

métodos lifo y fifo

¿Cuándo se utiliza el método FIFO y cuando el método LIFO?

Tenemos que saber cuándo utilizar cada uno de estos métodos:

Gestión de mercancías por el método FIFO

Cuanto utilizamos el método FIFO, estamos asegurando que la primera mercancía que entra en el almacén sea la primera en salir.

Si nuestro almacén es de productos perecederos (alimentos, medicamentos, cosméticos) o productos que podrían pasar de moda (textiles) u obsoletos (tecnología) el método FIFO es el camino a seguir.

A modo de ejemplo, podemos observar el caso de los lácteos en la gran mayoría de los supermercados, que es abastecida por la parte de atrás, empujando los productos más antiguos a la parte delantera para que los cartones de leche antiguos se vendan primera. Con la correcta aplicación del sistema FIFO, conseguimos una buena rotación de existencias.

Las estanterías dinámicas constituyen uno de los sistemas de almacenaje convencional más extendidos que utiliza el sistema FIFO. Consiste en un sistema dinámico de paletas equipados con caminos de rodillos montados en pendiente para el desplazamiento por gravedad de las paletas.

Ventajas del método FIFO

Cualquier almacén que quiera implementar el sistema FIFO en sus instalaciones contara con una gran serie de ventajas, entre las cuales podemos destacar;

  • La dinámica de trabajo se ve afectada positivamente.
  • Los estándares de calidad del producto siempre son cumplidos.
  • Gran ahorro de tiempo.
  • Se evita la perdida de valor de la mercancía.
  • Optimización del espacio.
  • Pese a que haya productos en mal estado, se evita sufrir perdidas económicas con dicho producto.

método fifo

Gestión de mercancías por el método LIFO

Todo lo contrario al sistema FIFO, el método LIFO está caracterizado por la última entrada es la primera salida la gestión de mercancías.

Con el método LIFO, la entrada más reciente en el almacén es la entrada que se envía en primer lugar. La nueva mercancía tiene prioridad con respecto a las demás.

Ideal para el almacenaje de que aquellos productos que sean homogéneos que no caducan o perecen.

Las estanterías push-back constituyen un sistema de almacenaje industrial por acumulación, que nos permiten almacenar varios palets en fondo por nivel. Para carga de la mercancía, la carretilla empuja la paleta hacia el fonddel canal.

Para este sistema de almacenamiento se aplica el método LIFO, contando con dos soluciones técnicas: por medio de caminos de rodillos o por medio de plataformas. Un sistema perfecto para aquellas mercancías cuya rotación es media/alta, con dos o más palets por referencia.

método lifo

Ventajas del método LIFO

Entre los distintos beneficios que puede aportar el sistema LIFO a nuestro almacén podemos encontrar;

  • En comparación con el sistema FIFO, el método LIFO hace una mejor comparación de los ingresos y gastos actuales. Es decir, tiene una mejor precisión a la hora de calcular el coste real de los productos vendidos.
  • El sistema LIFO únicamente es utilizado para productos homogéneos como pueden ser el carbón, arena, ladrillo, etc.
  • En el método LIFO, los últimos productos que compramos serán los primeros en venderse. Esto deriva en un mayor coste de los bienes vendidos, por lo que contamos con un ingresos mas bajo que en el método FIFO.

Diferencias entre los métodos FIFO y LIFO

Entre las principales diferencias entre estos dos sistemas se encuentran;

  • El el método FIFO las primeras mercancías en entrar serán las primeras en salir, mientras que en el método LIFO, las ultimas mercancías en entrar serán las primeras en salir.
  • El método FIFO es mas utilizado en la mayoría de empresas.
  • El número de datos registrados es mucho mayor en el sistema LIFO.
  • El método FIFO suele ser utilizado para incrementar el impuesto a la renta, mientras que el método LIFO se suele utilizar para diferir en los pagos de los impuestos sobre la renta.

¡Comparte! Share! Teilen!

2 comentarios en “FIFO y LIFO: técnicas de gestión de la carga”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba